En el hospital Iturraspe de Santa Fe fue inaugurada la sala de lectura del test de Virus del Papiloma Humano

Es la primera vez que se instala un lector de este tipo en la provincia, que se utilizará para analizar muestras de todas las localidades santafesinas. Hubo un aumento de la mortalidad por cáncer de cuello de útero.
TEST VPH 2
El Ministerio de Salud inauguró la sala de lectura de test de Virus del Papiloma Humano.

El Ministerio de Salud inauguró la Sala de Lectura de test de Virus del Papiloma Humano (VPH) y la implementación del programa de prevención de cáncer de cuello de útero con test de VPH en el hospital Iturraspe de la ciudad de Santa Fe. El acto fue encabezado por el secretario de Salud, Jorge Prieto; junto a la directora del Instituto Nacional del Cáncer, Verónica Pesce; y la directora de la Agencia de Control del Cáncer, Graciela López de Degani.

Luego del acto, el funcionario provincial Jorge Prieto destacó el avance para la provincia de Santa Fe en un contexto de aumento de la mortalidad por cáncer de cuello de útero. “Este es un trabajo que venimos realizando con una mirada federal, contamos con el apoyo del Instituto Nacional de Cáncer, junto a la Agencia provincial. Lo que queremos reivindicar es la prevención, ya que esta es una patología por la cual tenemos más de 800 casos anuales en el registro cérvico uterino, y hay un agente causal que es el papiloma humano por lo cual el objetivo es evitar que las mujeres se enfermen y llegar con la prevención lo antes posible o con un diagnóstico precoz que favorece la sobrevida”.

Del mismo modo, el secretario de Salud agregó: “Hoy contamos con test, un autoanalizador -similar al que utilizábamos para Covid- que detecta la presencia de un componente de este virus que es ADN a través de 13 determinaciones de los más agresivos y cuya presencia puede determinar, a futuro, una patología. Esta es una posibilidad muy importante que hoy tiene la provincia a través de un convenio que se firma con el Instituto Nacional de Cáncer”.

No obstante, Prieto aclaró que “no implica que un portador que dé positivo tenga cáncer, pero sí que hay que realizar los controles y el seguimiento adecuado con exámenes complementarios, una colposcopia, un pap, que a su vez no van a reemplazar esto”.

El funcionario habló también de la importancia del equipamiento y continuó: “Sin duda es una marca en la historia porque es el primer analizador que se instala en la provincia y vamos a acceder a esta patología que es muy común y se pueden realizar hasta autotest”.

Un antes y un después

Por su parte, Graciela López de Degani explicó que “el test de VPH como primer estudio en la mujer, para prevención de cáncer cérvico uterino, marca un antes y un después en la historia del Cáncer de cuello de útero que, está levemente en ascenso, y con este test, con la prevención que se está haciendo -en algunos lugares del país donde ya se aplica esta aparatología- ha disminuido la mortalidad”.

López Degani recordó que “hay una vacuna para la prevención primaria, ahora estamos comenzando a detectar la presencia del virus, es decir, lesiones que aún no comenzaron a ser una patología porque las vamos a seguir, a tratar.

Asimismo, la directora de la Agencia provincial contra el Cáncer explicó que el test “se puede realizar por un profesional -como un pap- o mediante una autotoma, es decir que la mujer se lo puede tomar y acercarlo al centro de salud para que, desde allí se nos envíe y nosotros podamos aquí (también en breve en Rosario), con los años van a ver que la mortalidad va a disminuir notablemente.

Prevención con impacto a futuro

Las autoridades indicaron que este tipo de cáncer “no da síntomas, cuando hay pérdidas o hemorragias es porque el tumor ya es clínico, pero tenemos 10 años previamente, para analizar el caso con este tipo de test. A veces solo se sigue la evolución porque el virus puede desaparecer espontáneamente, y si no encontramos la lesión antes de que sea invasora”.

La directora del Instituto Nacional del Cáncer, Verónica Pesce, indicó que “la patología ocupa un lugar muy importante en las mujeres argentinas y afecta principalmente a las mujeres muy vulnerables, con situaciones socioeconómicas desfavorables y que quizás son las que menos acceden al sistema de salud”.

“Por eso, particularmente el que hoy podamos ampliar las estrategias, en este caso con el tamizaje primario con test de VPH que nos acerca a un más a la detección temprana de este virus y, a su vez, con la combinación de la sitología y la colposcopia encontrar lesiones precursoras, probablemente tengamos un gran impacto que lo veremos a lo largo de los años”, finalizó.

Te puede interesar