"Estamos en quiebra" afirma el dueño del parque de diversiones de la costanera

Mientras plazas y parques desbordan de gente los fines de semana, sin ningún tipo de control, los parques de diversiones aguardan para reabrir con todos los protocolos.
0028479585

Desde el comienzo del aislamiento social por la pandemia de coronavirus y hasta la fecha el parque de diversiones ubicado en la costanera santafesina no pudo volver a abrir.

Sin embargo, a pocos metros de lugar, los niños usan los juegos de la plaza de la Locomotora, sin controles ni protocolos.  

“Estamos en quiebra, necesitamos trabajar”, expresó César Morillas, dueño del parque “Froggie Park”.

En diálogo con ABC Noticias, Morillas manifestó que "solo queremos ser tenidos en cuenta por la municipalidad y la provincia; es increíble por lo que estamos pasando. Yo presenté un protocolo a la municipalidad el día 28 de mayo, pero seguimos igual. Es gravísimo, llevamos ya casi cuatro meses cerrado", a la vez que contó que "llevamos una propuesta hasta de concientización con respecto a la pandemia y al distanciamiento social, para hacer jugar a los niños con diferentes actividades, lavado de manos, información y regalando entradas por la participación"

Desde hace tres meses no tienen ningún tipo de ingreso y piden que el Estado los incorpore en las asistencias económicas; y, con una capacidad para 1500 personas, "estamos pidiendo que nos dejen trabajar con 200, para asegurar el distanciamiento".

El titular de la actividad pidió que el parque sea parte de la "solución y no de un problema". Recordó que las ferias están abiertas, abrieron los gimnasios, los restaurantes, casi todo. Yo soy de la idea de que todos tienen que abrir con su protocolo correspondiente".

Morillas indicó que como empresa está “fundido”, no puede pagar impuestos y en el último mes tampoco pudo depositarles el sueldo a sus empleados.  Si la situación continúa así, tampoco podrá pagar en los meses siguientes.

Son 22 familias las que dependen de la actividad de las cuales solo cinco recibieron ATP y fue la única ayuda que tuvieron.

Morillas advirtió que el objetivo es abrir con las normas y condiciones que disponga el gobierno pero "trabajando lo suficiente como para generar el ingreso necesario para pagar sueldos, impuestos, pagar los alquileres y a Casa Cuna"

"Estamos desde el 2011. Empezamos con ocho juegos y con el tiempos fuimos poniéndolo mejor. Es una concesión a través de Casa Cuna, nosotros aportamos todos los meses a Casa Cuna, a quien tampoco estamos pudiendo aportar ahora porque no podemos abrir", finalizó.

Con información de LT10, UNO y Redacción ABC Noticias.

ABC Noticias|Redacción

El Portal del Área Metropolitana Santa Fe.

Te puede interesar