El municipio santafesino junto a redes barriales diseña políticas integrales de acción

La Municipalidad trabaja de forma articulada y activa con 16 redes barriales para planificar acciones conjuntas y así mejorar la calidad de vida de los vecinos y las vecinas, atendiendo a las particularidades e identidades de cada barrio.
REDES BARRIALES EN SANTA FE
La Municipalidad de Santa Fe trabaja junto a redes territoriales distintas problemáticas en la ciudad.

En distintos barrios de Santa Fe Capital, la Municipalidad trabaja junto a redes territoriales distintas problemáticas sintetizadas en tres ejes centrales: ambiente y territorio, sociabilidad y participación, y familias y cuidados. En los encuentros participan de manera activa representantes de instituciones de los distintos niveles del Estado, organizaciones de la sociedad civil y referentes comunitarios, con el objetivo de aportar entre todos su mirada para mejorar la calidad de vida de los barrios.

Desde el inicio de la gestión, son 16 las redes barriales con las que la Secretaría de Integración y Economía Social trabaja de forma activa para avanzar en la planificación territorial en 32 barrios de Santa Fe, con la participación de unas 300 instituciones locales. La meta: diseñar políticas públicas de forma integral, haciendo foco en las particularidades e identidades de cada barrio.

Mariano Granato, titular del área, destacó que “siguiendo con la línea que marca el intendente Emilio Jatón, la planificación de la Municipalidad tiene que estar en diálogo con los actores de la realidad de cada barrio”. Al respecto, añadió que “la situación social es cada vez más compleja y requiere respuestas integrales, creativas y muy alta participación de las organizaciones territoriales”.

Desde el territorio

Las 16 redes con las que actualmente trabaja el municipio se concentran esencialmente en el Suroeste, Oeste y Norte de Santa Fe como es el caso de San Agustín, Yapeyú, Loyola Sur, Los Troncos, Juventud del Norte, Las Lomas, Acería, Cabal, Pompeya, Coronel Dorrego, Villa Hipódromo, Barranquitas, Santa Rosa de Lima, San Lorenzo, Varadero Sarsotti, y Alto verde en el caso del distrito La Costa.

El objetivo es “ir generando en la ciudad nuevas redes, donde no existan espacios similares”, detalló Granato, quien destacó además el “esfuerzo en la participación de los actores involucrados, porque la sociedad organizada es parte de la solución”. En ese sentido, el funcionario definió que desde el municipio hay una apuesta fuerte “a lo social, porque mejorando los barrios vamos a tener una mejor ciudad”.

Agenda abierta

La agenda de trabajo del municipio con las instituciones en red es amplia y diversificada: incluye desde cuestiones ambientales vinculadas a los residuos y al reciclaje, hasta políticas de cuidados en relación a la salud y al contexto de la pandemia. También, se propone como un espacio para repensar las estrategias de comercialización de la economía social, potenciar el desarrollo urbano e intervenciones sobre los espacios públicos y el hábitat, la juventud y otros temas que hacen a la cotidianidad de esos barrios.

A partir de las demandas de la ciudadanía, cada red tiene una agenda de trabajo y realizan reuniones de las que participa el Gabinete Social Municipal que involucra a representantes de distintas secretarías del gobierno local.

En cada encuentro, la participación es plural y heterogénea: las redes de cada barrio están integradas por referentes de los centros de salud, los centros de acción familiar, las escuelas, los distritos municipales, los jardines municipales, los solares, las vecinales, los clubes, las distintas organizaciones religiosas, las asociaciones civiles, las organizaciones no gubernamentales y los referentes sociales y comunitarios, conformando toda la trama organizativa e institucional del barrio.

Mapeo

En las últimas dos semanas se realizaron encuentros con las redes de: Barranquitas, Cabal, Las Lomas, San Lorenzo y Santa Rosa de Lima. En tanto que prosiguieron las reuniones en Yapeyú, Pompeya y Coronel Dorrego. En estas audiencias se empezó a tejer el mapa actual de los barrios, conociendo su realidad de la voz de los propios vecinos y a planificar las mejoras que cada uno necesita.

Algunos de los temas que se abordaron según cada red fueron, por ejemplo: el mapeo de los micro basurales para demarcar puntos críticos y trabajar en su erradicación; mejoras en las calles de principal acceso a los barrios; intervenciones en plazas para su mejora y recuperación; consumo problemático en jóvenes y; obras de desagüe entre otros.

Te puede interesar